Descubrimiento arroja nueva luz sobre la formación del universo

Lucía Aragón

Astrónomos norteamericanos detectaron un hoyo negro de un millón de veces la masa de nuestro sol, en una joven galaxia muy cercana, descubrimiento que arroja nueva luz en la formación del universo.

Encontrar un hoyo negro con la masa de una galaxia enana es poco común y sugiere que los hoyos negros se formaron antes que la galaxia, dicen los autores de esta observación.

Centro galáctico de la Vía Láctea (Wikipedia)

“Esto parece confirmar la hipótesis de que el desarrollo de los hoyos negros preceden a la formación del núcleo galáctico”, dijo Amy Reines, astrofísico de la Universidad de Virginia (este) y coautor de este trabajo.

El descubrimiento de esta galaxia, llamada Henize 2-10, que se encuentra a 30 millones de años luz de la tierra (un año luz equivale a 9.46 billones de kilómetros), se publicó también en la última edición online de la revista británica Nature.

Hoyos negros de varios cientos de millones de veces la masa de nuestro sol se encuentran en el centro de la mayoría de grandes galaxias como la nuestra, la Vía Láctea.

En el universo actual, cuya edad se estima en 13.7 millones de años, hay una relación constante entre la masa de la galaxia y la del hoyo negro situado en el centro.

La masa de estas galaxias es aproximadamente mil veces más grande que la de los hoyos negros del centro. Esta relación llevó a los astrofísicos a pensar que el desarrollo de los hoyos negros y las galaxias están íntimamente vinculados.

Hace dos años, un equipo internacional descubrió, mediante la aplicación de esta relación, que los hoyos negros en una joven galaxia en el universo temprano tenían una masa mayor.

De acuerdo Amy Reines, esto indica que los hoyos negros se formaron antes que las galaxias que los rodean, lo que parece confirmar el descubrimiento de Henize 2-10

“Esta galaxia se parece probablemente a las galaxias del universo temprano, cuando apenas empezaban a formarse y entraban frecuentemente en colisión”, señaló el astrónomo Kelsey Johnson, profesor de la Universidad de Virginia y coautor del estudio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s