Jack Philips, The Epoch Times

Gareth Peirce, abogada de Julien Assange, habla a los medios de comunicación a la entrada de la Corte Suprema británica, 30 de mayo en Londres (Oli Scarff/ Getty Images)

El miércoles pasado la Corte Suprema británica desestimó el recurso de Julien Assange, el fundador de Wikileaks contra su extradición a Suecia.

De acuerdo al London Telegraph, la Corte Suprema, el más alto representante de la autoridad británica desestimó el caso en una decisión de 5 contra 2.

De acuerdo a The Independent, Assange tendría 14 días para apelar la decisión. Su abogado Gareth Peirce intenta pedir al tribunal que reconsidere su extradición.

Se acusa al militante de internet de violar a una mujer en Suecia y de agredir sexualmente a otra en 2010, no estuvo en la corte. Su equipo dijo que estaba atorado en el tráfico de Londres.

Siempre de acuerdo a The Independent, Assange había twiteado: “Las noticias no eran las que se esperaba”.

Assange negó todas las acusaciones en su contra explicando que son el resultado de motivaciones políticas relacionadas con su participación el sitio Wikileaks.

Mientras tanto, la Corte Suprema anunció que no puede extraditarlo antes del 13 de junio. Ahora su equipo quiere llevar el caso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Claes Borgstrom, el abogado que representa a la parte demandante dio la bienvenida a la decisión de los jueces, aunque dijo que el poder judicial británico podría haber actuado más rápido.

Así el periódico sueco Svenka Dagladet informó los comentarios de Borgstrom: “No entiendo porqué el caso tomó tanto tiempo, estuvo en sus escritorios desde el otoño de 2010. Todos los procedimientos legales se realizaron correctamente, pero siempre hacia falta más y más tiempo”.