Con una voz algo mecánica y expresiones faciales no muy naturales, el androide ChihiraAico comenzó el lunes a aconsejar y divertir a los clientes de una gran tienda departamental de las más elegantes de Tokio.

El androide ChihiraAico, 20 de abril 2015, en uno de los más elegantes almacenes de Tokio para asesorar y entretener a los clientes (Foto: AFP/ Kazuhiro Nogi)

El androide ChihiraAico, 20 de abril 2015, en uno de los más elegantes almacenes de Tokio para asesorar y entretener a los clientes (Foto: AFP/ Kazuhiro Nogi)


Diseñada por Toshiba, esta nueva criatura humanoide vestida con el kimono tradicional, se supone, sería el reemplazo de una anfitriona detrás de un mostrador de la prestigiosa tienda departamental Mitsukoshi en el distrito de Nihonbashi de Tokio.

“Mi nombre es ChihiraAico”, dice asintiendo con la cabeza y guiñando un ojo.

“Te voy a cantar una canción”, o “se lleva a cabo una exhibición de yukata (kimono de verano) en el departamento de ropa”, son algunas de las frases de las que dispone.

Después de su primera presentación el año pasado en una feria de la tecnología en Japón, este último humanoide japonés hizo su aparición en enero en los Estados Unidos, pero es la primera vez que se muestra a la clientela de la tienda.

“Nuestro objetivo es desarrollar un robot que pueda tomar gradualmente el papel de un ser humano”, dijo Hitoshi Tokuda, funcionario de Toshiba.

“La instalación en Mitsukoshi, que representa lo último en hospitalidad japonesa, es una gran oportunidad para ver qué papel podría desempeñar nuestro humanoide en un ambiente así”, añadió.

Pero ChihiraAico tiene mucho que aprender, porque aún no sabe cómo llevar una conversación con un humano.