Archivo de etiquetas| clima

Concentraciones altas de CO2 amenazan el valor nutritivo de cultivos básicos

En el año 2050, el aumento en las concentraciones de dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera debido al calentamiento global podría provocar la reducción del valor nutritivo de cultivos básicos como el arroz y el trigo, con el consecuente impacto negativo en la salud de las personas de los países en desarrollo, advierten investigadores.

nepal-chica

Mujeres plantan arroz en Nepal. Más de 2,400 millones de personas obtienen nutrientes básicos del arroz, trigo, maíz, soya, sorgo. (Foto: Mallika Aryal/ IPS)

La mayoría de las plantas responden a las variaciones de CO2, que afecta no sólo a su crecimiento sino también a su transpiración, dicen los científicos, su trabajo se publicó en la revista Environmental Health Perspectives y es en parte financiado por la Fundación Bill y Melinda Gates.

El estudio sugiere que la población de 18 países podría perder más del 5% de su ingesta de proteínas debido a la reducción del valor nutritivo del arroz, del trigo y otros cultivos importantes, determinaron investigadores de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Harvard.

También estiman que cerca de 150 millones de personas podrían estar en riesgo por deficiencia de proteínas debido a las altas concentraciones de CO2.

“Esta investigación pone de relieve la necesidad de los países más vulnerables de asegurar que sus pueblos puedan satisfacer sus necesidades nutricionales y, lo más importante, que actúen para reducir sus emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero que resultan de las actividades humanas”, dijo Samuel Myers, científico del Departamento de Salud Ambiental de la Facultad de Salud Pública de Harvard, y el autor principal del trabajo.

A nivel mundial, el 76% de la población satisface sus necesidades diarias de proteínas a través de las plantas.

Para calcular el riesgo de deficiencia actual y futura de proteínas, los investigadores combinaron los datos de experimentos en los que sometieron a los cultivos a altos niveles de CO2.

Usaron también información dietética, demográfica y desigualdad de ingresos de las Naciones Unidas.

Se determinó que en un ambiente de altas concentraciones de CO2, el valor proteínico del arroz, trigo, lúpulo y papa cayó 7.6%, 7.8%, 14.1% y 6.4% respectivamente.

La situación se agrava en países de África sub-sahariana, donde millones de personas ya conocen la carencia en proteínas con las proyecciones de estas cifras.

En el sur de Asia, incluso en India, las dificultades en materia de nutrición también se agravan debido a que el arroz y el trigo proveen parte importante de las proteínas diarias.

India podría perder 5.3% de sus proteínas en la dieta estándar en 2050, según el estudio, lo que podría poner en riesgo a 53 millones de personas por la deficiencia de estos nutrientes en una población de 1,300 millones de habitantes.

Carencia de fierro

Otra investigación, donde también Samuel Myers es coautor, publicada en la revista GeoHealth, muestra que las reducciones de fierro en los principales cultivos, resultado de concentraciones mayores de CO2, van a agravar el problema, que ya es importante, de la carencia de este metal esencial en la población mundial.

Los grupos más vulnerables son los 354 millones de niños menores a 5 años y 1,060 millones de mujeres en edad de procrear, sobre todo en el sur de Asia y norte de África, donde la frecuencia de casos de anemia ya de por sí es elevada.

Estas naciones podrían perder más del 3.8% de fierro en su dieta durante las próximas décadas, debido al efecto que tiene el aumento del CO2 atmosférico en los cultivos.

Los dos estudios, junto con otras investigaciones del profesor Myers que llevó a cabo en el año 2015, muestran que altas concentraciones de CO2 pueden afectar a los cultivos y causar deficiencia de zinc entre cerca de 200 millones de personas.

Anuncios

UNICEF: 535 millones de niños afectados por la violencia y los desastres naturales

Uno de cada cuatro niños en el mundo, o sea 535 millones de ellos se ven afectados por los desastres naturales, los conflictos armados, la violencia y crisis, advirtió la UNICEF.

Sequia y hambruna en Somalia

Niños somalíes desplazados por la sequía y hambruna. (Foto: AFP/ Farah Abdi Warsameh)

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) dio la voz de alarma en una reunión de la 5ª. Plataforma Global para la Reducción del Riesgo de Desastres, que se celebrará hasta el 26 de mayo en Cancún, en el Caribe mexicano.

“Es esencial que los países sepan evaluar los riesgos a los que los están expuestos los niños en caso de desastres, para implementar programas que faciliten su cuidado”, dijo en un comunicado Christian Skoog, representante de UNICEF en México.

Según este organismo, los desastres naturales y el cambio climático obligan a miles de niños a salir de sus casas, exponiéndolos a los riesgos de enfermedad, la violencia, la explotación, o estar en un conflicto armado.

UNICEF pide establecer un estudio sobre los menores en situación de riesgo, su edad, el lugar donde viven, para aplicar las medidas necesarias y limitar el impacto de las amenazas que deben enfrentar.

El organismo finalmente hizo hincapié en la necesidad de que los países desarrollen la infraestructura necesaria para ayudar a la población en caso de desastres y, pidió que dejen de usar las escuelas como lugares de refugio, lo que impide el retorno de los niños a la escuela cuando la amenaza pase.

Islas artificiales en la Polinesia Francesa

Construir ciudades flotantes en la Polinesia francesa, es el proyecto de la asociación The Seasteading Institute, que trata de convencer a los polinesios, durante cuatro días de seminario en Tahití, consagrados a estas islas artificiales.

93292773_9492c10f-6d0e-4769-be95-534c04fe6e2f

La isla sería completamente sostenible. (Foto: The Seasteading Institute)

Especialistas de todo el mundo se conectaron a las conferencias, que explicaban la construcción, el funcionamiento y el interés en estas islas flotantes, que albergarían tanto centros de investigación como casas.

El Instituto Seasteading fue fundado por los libertarios de Silicon Valley. Quieren liberarse de la carga de los estados con la creación de islas independientes. Sin embargo, ahora afirman que respetarán la ley de la Polinesia, pero podrían beneficiarse de un sistema relacionado con las zonas francas.

Las islas artificiales se construirían a partir de plataformas modulares, que con el tiempo podrían adaptarse a las olas de mar profundo. Por el momento, The Seasteading Institute quiere construir en una laguna, menos expuesta, “un proyecto piloto del tamaño de un campo de futbol, con un costo de cerca de 50 millones de dólares”. Visitaron varios sitios al sur de la isla de Tahití, pero Seasteading quiere tener el apoyo de la población, que no es algo seguro, antes de implantarlo.

En enero, el gobierno de la Polinesia Francesa autorizó a Seasteading poner en marcha estudios de impacto ambiental y económico, y ya se presentaron los primeros resultados. El Ministro de Economía local, Teva Rohfritsch, dijo estar particularmente interesado en el proyecto científico.

Una de las principales preocupaciones expresadas por los polinesios es el respeto al medio ambiente. De acuerdo con los defensores del proyecto, estas islas se construirían con materiales reciclables y garantizados en “cero emisiones”. Incluso afirman que permitirían dar un mejor seguimiento al calentamiento global, y respuestas apropiadas a la creciente de las aguas gracias a los laboratorios situados en el océano.

En su página web, el Instituto Seasteading dice querer “preservar el medio ambiente, enriquecer a los pobres, curar enfermedades y liberar a la humanidad de los políticos”. Un programa muy extenso que busca un lugar en el océano para implementarlo.

Gran Barrera: Sin recuperación corales decolorados por dos años consecutivos

Por segundo año consecutivo, los corales de la Gran Barrera sufrieron un fenómeno de blanqueamiento debido al aumento de temperatura, sin posibilidad de recuperación, advierten científicos australianos.

1480345023_381010_1480353269_sumario_normal_recorte1

La Gran Barrera de Coral en Australia. (Foto: El País)

En marzo, los investigadores anunciaron que los arrecifes de la Gran Barrera de Coral, en Australia, habían experimentado un blanqueamiento sin precedentes, por segundo año consecutivo.

Sus temores se confirmaron por reconocimientos aéreos del sitio considerado como Patrimonio de la Humanidad desde 1981.

El ecosistema, el más grande del mundo, se extiende por 2,300 kilómetros, ya había pasado en 2016 por el peor evento de blanqueamiento que se haya registrado, debido a aumentos de temperaturas del océano en marzo y abril.

El blanqueamiento de los corales es un fenómeno de debilitamiento que se traduce por una decoloración. La causa es el aumento de la temperatura del agua que causa la expulsión de algas simbióticas que dan al coral su color y sus nutrientes.

Los arrecifes pueden recuperarse si el agua se enfría, pero también pueden morir si el fenómeno persiste.

Es la cuarta vez que sucede un blanqueamiento después de los de 1998, 2002 y 2016.

Los científicos han encontrado que el blanqueamiento está relacionado con el calentamiento global.

El Niño también impacta en la Gran Barrera desde el primer blanqueamiento global observado en 1998, así como en 2016.

Pero no sólo eso, la Gran Barrera se ve amenazada por el calentamiento global, los escurrimientos agrícolas, el desarrollo económico y la proliferación de estrellas de mar que destruyen los corales.

Además sufrió el paso, el mes pasado, del ciclón Debbie en la parte sur de la Gran Barrera que no había sido tocada por el blanqueamiento.

Los científicos temen que los corales hayan sufrido daños debido a sus fuertes vientos y corrientes, pero aún no se evalúan los daños causados por Debbie.

El arrecife enfrenta muchos retos pero el más evidente es el calentamiento global. La solución es reducir las emisiones de carbono.

Australia asegura que se ha esforzado por proteger la barrera, comprometiéndose a gastar más de dos mil millones de dólares australianos (1,400 millones de euros) en diez años.

La barrera y sus 345,000 kilómetros cuadrados evitaron que la UNESCO la colocara en su lista de sitios en peligro.

Clima: la ONU advierte de fenómenos extremos en 2017

Por Lucía Aragón

Las condiciones meteorológicas y climáticas extremas continuarán en 2017, advierte Naciones Unidas, después de un año 2016, donde la temperatura media alcanzó un récord, el hielo se ha reducido mucho, el nivel del mar sigue aumentando y los océanos se calientan.

deshielo-en-el-c381rtico

Un oso polar entre bloques de hielo en el Ártico. (Foto: AFP)

La Organización Meteorológica Mundial (OMM), la agencia especializada de la ONU, publicó su informe anual sobre el estado del clima para el Día Meteorológico Mundial, que tuvo lugar el 23 de marzo.

“El informe confirma que 2016 fue el año más cálido jamás registrado: el aumento de temperatura en relación a la época preindustrial alcanzó 1.1°C, o sea 0.06°C más que el récord anterior establecido en 2015”, dijo el Secretario general de la OMM, Petteri Taalas, en un comunicado.

Según la OMM, los “fenómenos extremos” seguirán “siendo relevantes en el año 2017”, pero la situación es peor “los estudios publicados recientemente (…) sugieren que el calentamiento de los océanos podría ser aún más pronunciado de lo que se pensaba.”

Los datos preliminares que tiene la ONU han demostrado que el ritmo de crecimiento de las concentraciones atmosféricas de dióxido de carbono (CO2) no ha bajado.

“A pesar de que el poderoso Niño se disipó en 2016, asistimos ahora a otros cambios en el mundo que apenas podemos aclarar: aquí tocamos los límites de nuestro conocimiento científico sobre el clima, y ahora avanzamos en territorio desconocido”, dijo el director del Programa Mundial de Investigación sobre el clima, David Carlson.

El fenómeno de El Niño, que se produce cada 4 o 5 años con una intensidad variable, que resulta en un aumento de temperatura del Océano Pacífico, causa sequías y precipitaciones superiores a la normal. El fenómeno alcanza su máxima intensidad al final del año, de ahí su nombre de El Niño, el niño Jesús.

Por lo menos tres veces en este invierno, el Ártico experimentó el equivalente a una ola de calor polar, según la OMM que señala, que incluso en lo más frío del invierno ártico, hubo días que estuvo cerca del descongelamiento.

De acuerdo con las conclusiones de los investigadores, los cambios observados en el Ártico y la fusión de los témpanos conllevan, a mayor escala, una modificación de la circulación oceánica y atmosférica, lo que repercute en las condiciones meteorológicas de otras regiones del mundo.

Así, regiones como Canadá y gran parte de Estados Unidos se han beneficiado de un clima excepcionalmente templado, mientras que otros, la Península Arábiga y el norte de África por ejemplo, a principios de 2017 registraron temperaturas anormalmente bajas.

En 2016, las temperaturas de la superficie del mar fueron las más altas jamás observadas. Además, el aumento del nivel del mar continúa, y la extensión del hielo del Ártico está muy por debajo de lo normal la mayor parte del año.

“Las concentraciones de CO2 en la atmósfera siguen batiendo récords, lo que demuestra más claramente la influencia de las actividades humanas en el clima”, dice con preocupación el Sr. Taalas.

Baja del 2% en la cantidad de oxígeno disuelto en los océanos

Por Lucía Aragón

En los océanos, la cantidad de oxígeno se redujo un 2% desde 1960, una disminución que podría traer graves consecuencias para los ecosistemas marinos, advierte un estudio que apareció el miércoles en la revista Nature.

costa_pacifico

Vista panorámica de una costa del Pacífico. (Foto: GeoEnciclopedia)

El volumen de oxígeno mundial en los océanos “bajó en más del 2% (…) desde 1960, con grandes variaciones entre las diferentes cuencas oceánicas y profundidades”, afirma un equipo de investigadores del Centro Geomar Helmholtz de Investigaciones Oceanográficas de Kiel (Alemania).

Además, el volumen del agua oceánica desprovista de oxígeno se ha cuadruplicado durante el mismo período.

Los modelos predicen “una baja del 1 al 7% de oxígeno disuelto en los océanos hasta el año 2100, causada por una disminución de la solubilidad de oxígeno debido al calentamiento de las aguas y una menor ventilación de las aguas profundas”, escriben Sunke Scmidtko, Lothar Stramma y Martin Visbeckk.

“Tal baja en la cantidad de oxígeno de los océanos podría afectar los ciclos de nutrientes y el hábitat marino, con consecuencias potencialmente nefastas para la pesca y las actividades económicas costeras”, dijeron.

A diferencia de estudios anteriores, que eran de periodos más cortos o áreas más pequeñas, este estudio abarca toda la columna de agua del conjunto de océanos durante cincuenta años (1960 – 2010).

Los investigadores encontraron “una baja significativa de los niveles de oxígeno desde un punto de vista estadístico para todos los océanos, y para cinco de las diez regiones oceánicas estudiadas: Ártico, Atlántico ecuatorial, Atlántico Sur, pacífico Norte y el Océano Austral”, señala Denis Gilbert, del Instituto Maurice – Lamontagne en Mont – Joli (Canadá), en un comentario del estudio que apareció también en Nature.

Para las otras cinco regiones (Atlántico Norte, Pacífico Ecuatorial, Pacífico Sur, Océano Índico Ecuatorial y Océano Indico Sur), sus estimaciones no son estadísticamente significativas, pero son negativas.

El Océano Ártico representa sólo el 1.2% del volumen total de los océanos, pero representa el 7.6% de la baja de oxígeno mundial, según el estudio.

“Esto parece indicar que el Océano Ártico cambia mucho más rápidamente que cualquier otra parte de los océanos, en respuesta al calentamiento provocado por los gases efecto invernadero”, dijo Gilbert.

“Una baja del 2% de oxígeno en los océanos, no parece mucho, pero su impacto en los ecosistemas marinos podría ser grave en las zonas oceánicas donde el nivel de oxigeno ya es bajo (…) porque el umbral crítico para la sobrevivencia podría alcanzar otro nivel”, dijo Denis Gilbert.

“Además, cuando otros factores de estrés asociados al calentamiento global, como el aumento de CO2 y agua más caliente, se agregan a los niveles de oxígeno más bajos, los efectos acumulados en la vida marina pueden ser incluso peores.”

Alcaldes de Estados Unidos piden construir puentes con México, no muros

Los alcaldes de varias de las principales ciudades de Estados Unidos, reunidos en un foro esta semana en México, pidieron “construir puentes” con México en lugar de “muros”, en respuesta a las amenazas del presidente Donald Trump.

ed-murray-d-alcalde-de-seattle-ee-uu-_844_573_1434772

Ed Murray, alcalde de Seattle, EE.UU. (d) y Muriel Bowser, alcalde de Washington D.C., el 2 de diciembre 2016, Ciudad de México en el Foro 40 ciudades. (Foto: Alfredo Estrella/ AFP)

“Otros creen que pueden construir muros, pero nosotros creemos que podemos construir puentes para superar esos muros”, dijo el alcalde de Seattle, Ed Murray, junto con sus homólogos de Washington, Nueva York, Austin, Phoenix y Portland.

“No somos ingenuos con respecto al contexto político al que nos enfrentaremos en el futuro, pero creemos que podemos influir”, dijo en una conferencia de prensa.

Habló en el Foro del liderazgo contra el cambio climático de ciudades, (C40) en la Ciudad de México.

El C40, ahora incluye a 90 ciudades, entre ellas Río, Caracas, Nueva York, París, Dakar, Johannesburgo, Addis Abeba, Seúl, Pekín, Shanghái, Atenas, Estambul y Londres, representan un total de 650 millones de personas y el 25% del PIB mundial.

El 20 de enero, Donald Trump, tomará sus funciones de presidente de los Estados Unidos. Durante su campaña, el magnate de bienes raíces de Nueva York, calificó a los migrantes mexicanos de traficantes de drogas y violadores, se comprometió construir un muro en la frontera que México pagaría.

También se comprometió a adoptar medidas proteccionistas para proteger los empleos en Estados Unidos, renegociando o rescindiendo el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC), que incluye a EE.UU., Canadá y México.

Trump también calificó el cambio climático como un “engaño” inventado por los chinos.