Archivo de etiquetas| conflicto

Generosidad y tolerancia en la antigua China

Chen Xiao resolvía los problemas mediante estos principios, antes que buscar venganza o cometer malas acciones

Por: Epoch Newsroom

Life In Ancient Water Town Xitang

Pescadores transportan cormoranes mientras pescan en el río, el 23 de abril de 2005, en la ciudad de Xitang, provincia de Zhejiang, China. (Getty Images)

Chen Xiao fue un noble nacido en Shaoxing, durante la dinastía Han del Oeste (206 a.C.- 8 d.C.). De niño le encantaba salir de pesca fuera de la ciudad; un día, durante uno de sus viajes, Chen se dio cuenta de que alguien trataba de robarle el pescado que había capturado. El ladrón, sabiéndose descubierto, se escondió rápidamente en la hierba alta. Pero Chen se le acercó y le ofreció el pescado. El ladrón estaba muy avergonzado y rechazó la oferta, pero a partir de entonces nunca robó pescado en su vida.

Una noche Ji Bo, vecino de Chen Xiao, movió sigilosamente la valla que dividía las dos propiedades hacia el lado de Chen, ganando así terreno. Cuando Chen Xiao se dio cuenta, en respuesta, movió la valla otros tres metros hacia su tierra. Por la mañana, Ji Bo salió de su casa y descubrió que había ganado aún más tierra de la que había usurpado, y entendió lo que había sucedido. Estaba muy avergonzado y le entregó la tierra a Chen y, además, decidió cederle tres metros y medio más de su propia tierra a su noble vecino. El conflicto se resolvió entonces mediante la generosidad y la tolerancia.

Como dice un antiguo refrán: “La acumulación de resentimientos genera un círculo vicioso”. Buscar venganza o cometer malas acciones no pueden resolver los conflictos, sino que solo alimentarán el odio. Solo la bondad puede resolver los errores y los rencores, y beneficiar a todos. Estos principios son fáciles de entender, pero pueden ser difíciles de poner en práctica. Los deseos de fama e intereses personales socavan la capacidad innata de ser generoso y tolerante. Pero si dejas de lado estos deseos, redescubrirás la verdadera felicidad, algo que no tiene precio. ¿Por qué no poner en práctica la bondad?

Esta historia fue reeditada con el permiso del libro “Treasured Tales of China”, Vol. 1, para su venta en Amazon.

Artículo en inglés: Ancient Chinese Stories: Generosity and Tolerance

Traducción de Lucía Aragón

China y la RDC, los países más afectados por el desplazamiento interno de personas

En 2016, hubo más de 31 millones de personas desplazadas dentro de su propio país a causa de la guerra, violencia o catástrofes naturales, en particular en China y la República Democrática del Congo (RDC), informó una ONG especializada.

1491485608_126481_1491487749_noticia_normal_recorte1

Desplazados internos en República Democrática del Congo. (Foto: REUTERS/ James Akena)

El año pasado, entre las 6.9 millones de personas desplazadas de sus hogares por la guerra, 922,000 se registraron en la RDC, más que en Siria (824,000 desplazados) y en Irak (659,000), de acuerdo con el Observatorio de Desplazamiento Internacional del Consejo Noruego para los Refugiados (NRC, por sus siglas en inglés).

Afganistán subió al cuarto puesto (653,000), seguido de Nigeria (501,000) y Yemen (478,000).

Unos 2 millones 600 mil personas fueron desplazadas en África subsahariana debido a un conflicto.

Sin embargo, los desastres naturales han desplazado tres veces más personas que las guerras, con 24 millones de personas afectadas por las inundaciones, tormentas, incendios o nieve.

El año pasado, China tiene la cantidad más grande de personas desplazadas por el mal tiempo (7.4 millones), seguido de Filipinas (5.9 millones), India (2.4 millones) e Indonesia (1.2 millones).

Los desplazamientos debidos a mal tiempo son susceptibles de aumentar en el futuro por el cambio climático, dijo el NRC.

Las cifras muestran la necesidad de centrarse tanto en las personas desplazadas dentro del país, como los refugiados que cruzan las fronteras, dice el director del NRC, Jan Egeland.

Se gastó más ayuda el año pasado para acoger a los refugiados que a los afectados por las guerras o las catástrofes naturales, señala la NRC.

Oscar: El sacrificio de un grupo de rescatistas sirios

En los Oscar, fue galardonado un documental de 40 minutos para Netflix sobre los miembros de rescate en las zonas rebeldes.

Algunos de los miembros de este grupo de socorristas, conocidos como los Cascos Blancos, estuvieron presentes en Los Ángeles.

c5pq8uvwaaasstm

Los cascos blancos en Netflix. (Foto: @995Khaled)

“Los cascos blancos” obtuvo el Oscar al mejor documental 2017, su objetivo era mostrar el sufrimiento de la población civil y la verdad de los cascos blancos que sacrifican su vida para sacar a la gente de los escombros.

El camarógrafo, que no es parte de los cascos blancos, filmó durante casi dos años secuencias en la ciudad mártir de Alepo para la película del realizador Orlando von Einsiedel.

Estos equipos de rescate salieron del anonimato gracias a los vídeos desgarradores retransmitidos en las redes sociales, que los mostraban con los cascos en sus cabezas, precipitarse en las zonas bombardeadas para rescatar a los sobrevivientes, incluso niños, de los escombros de los edificios destruidos.

Un total de 162 cascos blancos han perdido la vida desde que el grupo se fundó en 2013, dos años después del inicio de la revuelta reprimida con sangre por el régimen de Bashar- al Assad. Afirman haber salvado a más de 82,000 personas desde su creación.

Desde 2011, la guerra en Siria se ha cobrado más de 310,000 vidas y desplazado a millones de personas.

Los detractores de los cascos blancos, partidarios del régimen de Damasco o Rusia, los acusan de ser marionetas en manos de los donantes internacionales, o de estar vinculados a grupos yihadistas como el ex Frente al-Nosra ligado a Al-Qaeda.

Los cerca de 3,300 voluntarios operan en 120 centros en 8 provincias de Siria, en territorio rebelde, bajo el lema “quien salva una vida, salva a toda la humanidad.”

El grupo está financiado por varios países: Reino Unido, Países Bajos, Alemania, Japón y Estados Unidos. También recibe dinero privado para la compra de material, incluyendo los famosos cascos que cuestan $144.64 dólares cada uno.

La coordinación de las donaciones está garantizada por la organización sin fines de lucro Mayday Rescue, con sede en los Países Bajos.