Archivo de etiquetas| migración

¿Está aumentando el desempleo en China?

Millones de trabajadores migrantes regresan a sus hogares

Por: Sunny Chao

La Gran Época, Estados Unidos

GettyImages-831734992-550x330

Un trabajador empuja un carrito en el sitio de construcción de un complejo de viviendas en Beijing el 15 de agosto de 2017. (Foto: Greg Baker / AFP / Getty Images)

El 8 de noviembre, el Ministerio de Agricultura chino anunció que actualmente hay 7,4 millones de trabajadores migrantes que regresan a sus lugares de origen después de haber trabajado en centros urbanos.

En los últimos años, millones de chinos de zonas rurales –muchos de ellos de aldeas agrícolas empobrecidas– han viajado a las principales ciudades del país en busca de empleos mejor pagados para mantener a sus familias. China tiene alrededor de 300 millones de trabajadores migrantes.

El Ministerio declaró que entre los que regresan a sus casas había trabajadores migrantes, estudiantes, personal militar retirado y personal científico y técnico. Su edad media es de 40 años, y el 40 por ciento de ellos completaron la educación superior. El ministerio dijo que estas personas se convertirían en “la principal fuerza” para que los agricultores se hagan ricos.

Sin embargo, existe una gran posibilidad de que se trate de personas que han perdido sus empleos y que ahora se ven obligadas a regresar a sus hogares.

El régimen chino considera el desempleo un tema tabú y siempre se ha subestimado. Aunque la tasa de desempleo oficial de China es de alrededor del 4 por ciento, esta cifra no incluye a los trabajadores migrantes, que son tratados casi como ciudadanos de segunda clase debido a su origen rural. A menudo no son elegibles para los beneficios del estado, como el de desempleo.

La economía china está experimentando una desaceleración del crecimiento, como lo demuestran varios indicadores económicos, como la inversión inmobiliaria, que alcanzó su nivel más bajo en 10 meses, el crecimiento de las ventas al por menor, que fue inferior al esperado, y la caída de las cotizaciones bursátiles.

El Sr. Wang, un trabajador migrante de la provincia de Jilin, dijo a NTD TV, parte de Epoch Media Group, en una entrevista realizada el 12 de noviembre, que había estado trabajando con otros migrantes durante varios años para un promotor inmobiliario en una ciudad importante, pero que no habían recibido ingresos suficientes. En los últimos tres años, han emprendido acciones legales contra el promotor, pero no han recibido respuesta.

“Hemos demandado repetidamente a estos promotores por deudas salariales con los trabajadores migrantes, tanto con el gobierno local como en Pekín. Pero los funcionarios del gobierno nos ahuyentaron con porras de la policía”, dijo el Sr. Wang.

Con tanta gente que regresa a las zonas rurales, las oportunidades de empleo serían aún más limitadas, dijo. Volver a tu ciudad natal es sólo un eufemismo de desempleo.

“No tenemos dinero. ¿Cómo podríamos empezar un negocio en nuestra zona?” continuó. “Si pudiéramos empezar un negocio y vivir bien en casa, ¿por qué nos molestaríamos en ir a la ciudad a buscar trabajo?”

NetEase, un portal de información chino, informó el 22 de octubre que 5,04 millones de empresas cerraron sus puertas y más de 2 millones de personas perdieron sus empleos en China en la primera mitad de este año. El informe también señala que los directores generales de 453 empresas que cotizan en bolsa dimitieron o fueron despedidos durante el mismo período. Los censores chinos eliminaron rápidamente este informe.

Yang Zhanqing, un alto directivo de una ONG china, también dijo a NTD que, dado que la mayoría de los trabajadores migrantes se han acostumbrado al estilo de vida urbano, les será difícil reajustarse al estilo de vida rural.

Versión original

Traducción de Lucía Aragón

 

Migrar para volver a casa

Por: Sandra Rodríguez

La Gran Época, México

09porter1-master675

Un conserje limpia la sala de sesiones de jurados en el juzgado del condado del Bronx. (Foto: Michael Appleton para The New York Times

Al viajar salimos de nuestra zona de confort y experimentamos cosas nuevas: olores, sabores, sensaciones y realidades. A pesar de lo bueno, lo malo y lo feo los rostros sonrientes prevalecen sobre los fríos, las palabras cálidas sobre las secas y los atardeceres sobre el cansancio.

Cuando se deja el hogar se tiene miedo por lo desconocido, por lo que pueda pasar, pero al mismo tiempo hay cierta emoción que se alimenta de este temor que nos empuja a tomar el riesgo. Sin embargo, cuando hay que dejar el hogar porque no hay más alternativa, el miedo es enorme, las expectativas aumentan y la realidad golpea más fuerte.

Ser diferente es como andar a tientas en un mar de personas que saben que no somos como ellos y a veces eso puede ser aterrador. Hay miedos y prejuicios de ambos lados. Nos espanta lo diferente y vemos al otro como un extraño fuera de este mundo; del otro lado, él piensa exactamente lo mismo. Nos asaltan las dudas y ellas se alimentan de los comentarios malintencionados, de las falsas informaciones de los medios, de las malas experiencias y del miedo fortaleciendo así nuestra ignorancia.

Perder es el mayor temor frente al que es diferente. Pero en realidad ¿qué perdemos al conocer al otro? Muchos argumentan que la migración es negativa para el desarrollo de un país y que amenaza su dinámica de crecimiento afectando el empleo. En todos los países que he visitado se repite esta fórmula y en todos se repite la misma realidad: un migrante toma siempre los empleos que los locales no quieren porque son trabajos de bajo estatus o mal remunerados, sin embargo, los locales les acusan de robarse los empleos que les corresponden.

En primera instancia se debe tener en cuenta la situación de pobreza, la crisis económica, la dinámica de los mercados y los desastres naturales, así como los conflictos internos, la violencia y la radicalización de políticas de estado que conllevan a más impuestos y menos valor adquisitivo del ciudadano promedio. Todos en Latinoamérica nos hemos visto de un modo u otro tentados a salir del país para buscar otros horizontes y mejores oportunidades que no tendremos en casa, sin embargo, cuando alguien cruza nuestra frontera, el rechazo es inminente. Los comentarios a la defensiva y querer evitar conocer la historia del otro forman la barrera que impide comunicarnos y entendernos.

¿Qué haces aquí? ¿Viniste a trabajar? ¿Hace cuánto que estás aquí? ¿Por cuánto tiempo te vas a quedar? ¿No hay trabajo en tu país? ¿Todavía se puede trabajar en tu país? Las preguntas salen con temor de sus bocas porque no quieren contar a uno más. Pero hay una pregunta que escuché en Alemania y que no olvidaré ¿Por qué aquí? ¿Por qué no te vas a otro país? La molestia de ver a otros luchar por sus esperanzas y sueños es algo que a muchos les hace caer la máscara de buen samaritano y desvela su odio por lo que no quiere conocer y su cobardía por no atreverse a arriesgarse a algo así.

Al contrario de lo que muchos piensan, los migrantes dinamizan el mercado no porque tomen los empleos existentes sino porque los crean ya que muchos de ellos abren sus propios negocios generando puestos de trabajo incluso para los locales.

Por otro lado, un migrante no ha representado ningún gasto para el Estado, como ciudadano no recibe subsidios o salud y educación gratuita. ¿Cuánto cuesta un ciudadano promedio desde que nace hasta que empieza a trabajar en su país? ¿Cuántos ciudadanos promedios pagan sus impuestos y se mantienen al día con sus obligaciones? Las tasas de evasión son altísimas en Latinoamérica y curiosamente los migrantes son los primeros en pagar sus obligaciones para no ser deportados.  La tendencia se repite en Europa y Estados Unidos.

Naturalmente también hay gente poco honesta y que sale solo porque delinquir parece más rentable en otro lugar, pero de esos hay pocos y de todas las nacionalidades. Son pocos en comparación con los miles que luchan cada día por un mañana mejor, lidiando con el miedo, el rechazo y el desprecio.

El miedo a la migración alimenta fobias y tendencias sociales muy nocivas como la xenofobia y el racismo, así como el elitismo y hasta el machismo. Estas se meten en la psique del colectivo y llegan a enraizar conductas incomprensibles como los ataques verbales, los golpes y hasta el asesinato o el abuso sexual. Comprender que la diferencia es diversidad y que esta es parte vital de la esencia del ser humano es indispensable para derrocar los muros de la intolerancia y más en Latinoamérica, en donde nos llenamos de orgullo por ser un pueblo grande, único y diverso, pero al parecer solo de boca para afuera.

¿Qué he aprendido de los migrantes? La capacidad de sonreír, de enfrentar a la adversidad con optimismo y de salir adelante así cueste mucho y duela. Lo vi reflejado en las lágrimas de una venezolana amable y dulce que dejaba Chile después de un malentendido en su trabajo y que mandaba mensajes optimistas a su hijo en Colombia para que siguiera luchando porque a pesar de todo, ella se mantenía firme en su meta: migrar de nuevo esta vez a Ecuador, para algún día poder volver a casa.

Los animales no quieren un muro en la frontera de México-Estados Unidos

En sus biósferas protegidas, jaguares, muflones y antílopes pasan la frontera, deambulan libremente entre México y Estados Unidos, sin embargo, la construcción de un muro podría significar la extinción de estas especies en peligro.

image21

Foto proporcionada por la Reserva de la Biósfera del Pinacate y desierto de Altaír de un antílope de Sonora, cerca de la frontera entre Estados Unidos y México.

En ambos lados de la frontera, se establecieron áreas protegidas, en el norte de Arizona, está el refugio para la vida silvestre Cabeza Prieta. Al sur, en el estado de Sonora, está la Reserva de la Biósfera del Pinacate y el desierto de Altaír, clasificado por la UNESCO como patrimonio de la humanidad.

Dos santuarios que cubren 90 kilómetros de los más de 3,000 que forman la frontera: una sección que, a diferencia de otros, no está delimitado por una barrera metálica, para deleite de ciervos, ocelotes, coyotes o lobos que pasan constantemente de un país a otro.

Simplemente la construcción del muro ocasionaría muchos problemas, el muro que tanto promueve el presidente Donald Trump para impedir el paso de ilegales y traficantes de droga, sería devastador para la fauna y flora de la región, advierten los expertos.

En esta zona la temperatura llega a veces a 55°C, las lluvias son cada vez más escasas, obligando a los animales a recorrer distancias cada vez más largas en busca de agua, alimentos y refugio.

Los primeros en sufrir serían los grandes mamíferos endémicos que ya están en peligro de extinción, como el antílope Sonora de pelaje color miel, y el muflón con grandes cuernos en espiral.

El muro cortaría el flujo migratorio de algunas especies, lo que agotaría gradualmente la diversidad genética de la fauna local.

Si la población se divide en dos, se tendría cruzas entre la misma familia, lo que preocupa a los expertos.

Todo el ecosistema de la región se rompería si los movimientos de estos mamíferos se limitan por un muro.

Muchos animales rompen con sus garras la costra que se forma en la superficie del desierto después de años sin lluvia, lo que permite que el agua atraviese el subsuelo. Los herbívoros permiten dispersar muchas semillas, asegurando la perpetuidad de la fauna local. Lo que no sucedería debido al muro.

El muro, también tendría impacto en el curso del río de la frontera, se bloquearía su paso entre los dos países, afectando a la fauna y provocando inundaciones.

Los hombres también sufrirían por todas las alteraciones en el ecosistema, la calidad y cantidad de agua disponible se modificaría, así como el microclima, las partículas suspendidas en el aire y la productividad del suelo.

Varias ONGs mexicanas y estadounidenses preparan ya una ofensiva contra el proyecto de Trump.

La décima vez no es la buena para una novia en serie

¿Corazón de alcachofa? No, para nada… Una cubana, con el estatus de residente en Estados Unidos, está acusada de fraude por haberse casado con diez inmigrantes ilegales a cambio de dinero para que se regularizaran, según documentos de la corte.

14454625-el-matrimonio-palabra-en-el-diccionario-con-dos-anillos-de-matrimonio-en-la-cima

Una cubana, residente en Estados Unidos, es acusada de fraude por casarse con diez inmigrantes ilegales a cambio de dinero para que se regularizaran. (Foto: Photos. com)

Yosandra Piedra Vásquez fue más capitalista que romántica, por desgracia para ella, el fiscal considera que sus diez matrimonios son un fraude.

Entre 2002 y 2012, se casó con nueve extranjeros en Florida y uno en Georgia, según la acusación presentada ante un tribunal en Florida.

El documento afirma que trabajó con un cómplice, Yoel Moya Lozada, que la ayudaba a encontrar a sus cónyuges potenciales. No se especificó la cantidad del botín.

El dúo está acusado de conspiración para defraudar a los Estados Unidos y de conspiración para alentar e inducir a un extranjero a residir ilegalmente en los Estados Unidos. Ellos pueden recibir hasta diez años de prisión.

Según la ley estadounidense, los cubanos que huyen de la isla comunista y logran llegar a EE.UU., ya sea en avión, a pie o en barco, tienen derecho a permanecer y trabajar en los Estados Unidos.

También permite a un extranjero casarse con un cubano en los Estados Unidos para obtener la residencia más rápidamente que si se casa con un ciudadano estadounidense.

Cubanos interceptados en el mar son enviados de regreso a su país.

Grecia: Susan Sarandon con refugiados en la isla de Lesbos

La actriz Susan Sarandon pidió a la comunidad internacional movilizarse a favor de los refugiados, se conmovió hasta las lágrimas durante su visita a la isla griega de Lesbos donde desembarcan miles de refugiados.

SUSAN SARANDON VISITA LA ISLA LESBOS PARA AYUDAR EN LA RECEPCION DE REFUGIADOS

Susan Sarandon reparte alimentos entre refugiados en Lesbos, 18 diciembre 2015. (Foto: EFE/ Panagiotis Balaskas)

“La comunidad internacional debe ver lo que pasa en esta parte del mundo, debe darse cuenta de la magnitud del problema (…) se debe dejar de considerar a estas personas como los “otros” y convertirlos en refugiados a los que debemos proteger y apoyar”, dijo la actriz a la agencia de noticias griega ANA.

La estrella, que llegó el jueves a Lesbos, fue al norte de la isla donde atracan muchos barcos llenos de refugiados, que vienen de las costas turcas a pocas millas.

La actriz, madre de tres hijos, conmovida hasta las lágrimas, dijo a la agencia de noticias griega, “comprender plenamente a las madres con niños que huyen de la guerra y la miseria, y que se ven obligadas a viajar para sobrevivir.”

Susan Sarandon, ganadora de un Oscar en 1995 por su papel en “Dead Man Walking”, se quedará en Lesbos hasta Navidad para ayudar a las ONGs y voluntarios que reciben a los refugiados a su llegada proporcionándoles alimentos y ropa.

Militante, la actriz se ha comprometido a favor de las personas sin hogar, apoyó el movimiento anti Wall Street en 2011, y se opuso a la guerra librada por los EE.UU. en Afganistán e Irak.

Orlando Bloom con migrantes en la frontera greco-macedonia

El actor británico Orlando Bloom, figura emblemática de éxitos de taquilla y embajador de la UNICEF, visitó este martes un centro de acogida de migrantes en Gevgelija, en la frontera entre Macedonia y Grecia.

Orlando Bloom llevó alegría a los pequeños refugiados. (Foto: EFE)

Orlando Bloom, en jeans y camiseta negra con las siglas de Unicef, habló con muchos niños, en su mayoría sirios, jugando y tomándose fotos con ellos en su Smartphone.

También abordó un tren que transporta diariamente migrantes hacia el norte de Macedonia, en la frontera con Serbia, de donde continúan su viaje hacia Europa Occidental.

Formado en el teatro, Orlando Bloom, de 38 años, es mejor conocido por sus papeles en el cine en “El Señor de los Anillos”, “Hobbit” o “Piratas del Caribe”.

Embajador de Buena Voluntad de la UNICEF desde 2009, en abril de 2014, viajó a Jordania para reunirse con los refugiados sirios.

Calentamiento global puede provocar migración y terrorismo

Científicos, analistas políticos y expertos en riesgos financieros y militares pintan un panorama sombrío para la humanidad en un informe titulado “El cambio climática, una evaluación en riesgo.”

Con el cambio climático la superficie de las regiones agrícolas y habitables se reducirán. (Foto: Bloomberg News)

Con el cambio climático la superficie de las regiones agrícolas y habitables se reducirán. (Foto: Bloomberg News)


La escasez de alimentos y la disminución de reservas de agua debidos al calentamiento pueden inducir a la migración de la población, alterar los estados y favorecer el terrorismo, en particular en Medio Oriente y África, advierten estos expertos internacionales.

Con el aumento del nivel del mar, la superficie de las zonas de producción agrícola y de vivienda se van a limitar, lo que va a favorecer los conflictos en zonas de por sí inestables.

Con un calentamiento global promedio de 0.8 grados centígrados desde la Revolución Industrial, el planeta se enfrenta a “importantes desafíos”, dice el informe.

El problema actual de los refugiados en Europa será insignificante en relación a los enormes movimientos de población que surgirán por los desastres climáticos por venir, según los expertos. “En algunas áreas, la migración puede llegar a ser más una necesidad que una elección, y producirse a una escala nunca vista hasta ahora”, según el informe.

Estas situaciones van a desestabilizar gobiernos que hoy parecen sólidos, en especial en Medio Oriente y el norte de África, advierten los expertos.

El aumento de la población de África subsahariana, la región más afectada por los problemas alimentarios, va a exacerbar estos problemas.

El cambio climático va a desestabilizar varios países y regiones al mismo tiempo, reducirá la capacidad de intervención de los gobiernos y dejará sin administración territorios enteros.

El vacío de poder promoverá la aparición de grupos terroristas, que no tendrán problema para reclutar gente entre las poblaciones marginadas y empobrecidas, subraya aún más este informe elaborado por más de 40 expertos, y que está destinado a orientar a los gobiernos en sus decisiones.